PASIÓN POR CONOCIMIENTO E INTERCAMBIO EN CADA VIAJE

0

El grupo CREA de viticultores ‘Julio O. Borsani’ tiene una amplia trayectoria en viajes que hagan a la riqueza en conocimiento e in­tercambio. Este año tienen previsto un nuevo viaje, esta vez por Nueva Zelanda y Australia. Según narró el enólogo Ricardo Sanguinetti, miembro del grupo vitícola, que cumple 42 años e intenta hacer cada año un viaje al exterior. “Hace tres años fuimos a Italia y Sui­za. El año pasado fuimos a Brasil y este año vamos a Nueva Zelanda y Australia. Se trata todos los años, dentro de las posibilidades, hacer algún viaje, aunque a veces son viajes más largos y después puede ser que se pase un año sin viajes y demás”, explicó. La gira, que comenzó por el norte de Rivera, llevó lue­go a ingresar al territorio brasileño por el sur oeste, contra Uruguay. “Después hicimos la sierra gaúcha, alrededor de seis días”, narró Sanguinetti. La salida fue desde Tres Cruces, en Montevideo, y de allí se comenzó la gira por Rivera para después “conocer distintos viñedos y bodegas que teníamos coordina­das” en Brasil. La gira permitió observar que, “a nivel de viñedos, estamos mejor posiciona­dos que Brasil en lo que es infraestructura”. También “a nivel general”. “En la parte técnica creo que estamos mejor. Dentro de las va­riedades que ellos desarrollan hay varias de baja calidad enológicas”, pero sin embargo “están muy bien en la parte industrial”. “En industrias de acero inoxidable nos superan ampliamente”. Cree que la diferencia está en que “Uruguay es un país caro para producir. Cualquier cosa que se quiera hacer es cara, y Brasil tiene otras políticas de desarrollo em­presarial que acá no tenemos”. Sanguinetti destacó que fueron atendidos muy bien. “Por lo general tratamos con los dueños o con enólogos responsables de la firma, que han desarrollado muy bien lo que es a nivel de es­pumosos que están bien posicionados”. Tras la gira, se realizaron jornadas de capacitación en dos predios.

“Uno en casa y otro se hizo en don Delmiro, del ingeniero Bacchino”. La primera comprendía a toda la zona de Canelones hacia el este. La segunda, en San José, es­tuvo dedicada a trabajar en capacitación con los empleados de las empresas del grupo. “Después se trajo un técnico de Francia, el profesor Alain Carbonneau”, en el marco de los 50 años de FUCREA en Uruguay. “Fue una jornada de productor a productor, a la que vino a dar una conferencia sobre alimentación y sobre el vino en la salud, y también sobre cómo veía a Uruguay”.

Sanguinetti destacó que se rescató mucho de esas actividades. “Siempre se aprende algo, todos los días hay cosas nuevas, técnicas nuevas. También participan empleados nuestros, por lo que ya no es que sólo lo escuchan de uno que les dice las cosas sino que lo ven directamente dictado por profesores o gente con mucho más co­nocimiento sobre el tema”. En las charlas de maquinaria agrícola “los empleados quedaron muy contentos porque siempre tienen dudas y no saben a quién preguntarle, o le consultan a uno pero siempre queda algo o se da algo que se les ocurre en el momento. Incluso entre ellos mismos hay una sinergia del estilo de ‘yo lo hago de tal forma porque es mejor’, o ‘yo lo hago de tal otra’, y se sacan cosas positivas de esas charlas y reuniones”. Esa instancia incluyó capacitación sobre seguri­dad agrícola, fundamentalmente en el manejo de tractores y maquinarias. “Todo lo que es la operativa, a la que muchas veces no se pres­ta la atención debida y surgen los accidentes. Esa capacitación siempre se refleja en la operativa de la empresa. Se trata de aplicar­lo, desde cómo prender una maquinaria o en qué hay que poner énfasis en materia de seguridad para que no haya accidentes. Por suerte somos una industria con un bajo nivel de accidentes. Estamos siempre capacitan­do gente”, destacó Sanguinetti, recordando que las empresas, además, han incorporado técnicos prevencioncitas.


Con respecto a la próxima gira que llevará a integrantes del grupo por Nueva Zelanda y Australia, Sanguinetti explicó que en la tierra neocelandesa se cumplirá con una etapa más técnica. “Puede ser que visitemos algún viñedo”. Allí estarán diez días, mientras que en Australia serán cinco días. “A Aus­tralia no vamos todos. Vamos sólo algunos, porque los demás tienen que volver antes por motivos laborales y por otras razones”. En la próxima reunión del grupo se conocerá el itinerario definitivo. “En principio vamos de acá a Santiago, de Santiago a Auckland en NZ. Ahí va a haber un viaje interno en NZ a la isla sur, y de ahí se toma un ómnibus y se va todo en ómnibus desde la isla sur, cruzando un trasbordador que hay para la isla norte, y se sube hasta Auckland de vuelta. Desde ahí una parte de la delegación se vuelve, y otros vamos a Sidney. Nos vamos el 20 de mayo y volvemos el 5 de junio”. Sanguinetti insistió que “se intenta todos los años, o por lo menos cada dos años, hacer alguna salida técnica para conocer otros mercados, otras técnicas, otra forma de hacer las cosas, pero siempre tratando de incorporar a nuestras empresas. Intentamos sacar ideas, distintas formas de hacer las cosas.

En NZ es un clima bastante parecido al nuestro. Siempre se aprende algo. Eso por el lado técnico, después a nivel de unión de grupo, de convivir más día a día, sacas experiencias muy buenas de compañerismo, de ayudarnos, en todo. Eso es lo más grande que tienen los grupos y por eso el grupo nuestro sigue adelante. Los viajes también son de distensión. Venimos de una vendimia bastante larga, de un mes y pico de palo todos los días, y ahí en el viaje cambiamos un poco para aflojarnos, relajarnos y aparte aprender”. ·CREA·

Compartir.

Leave A Reply